Enemigos de la lactancia materna

Los comienzos de la lactancia son bastante diferentes en la práctica a como habíamos pensado en un inicio. Esas imágenes de mamás felices y radiantes con bebés que se enganchan a la primera, son bastante inusuales. Son mucho más frecuentes situaciones como bebés incapaces de coger el pecho llorando sin parar, mamás que soportan un dolor indecible en cada toma, personal médico que no tiene tiempo, ni en muchos casos paciencia o comprensión con estos primeros momentos tan difíciles y sensibles, prescripciones o directamente provisión de biberones a la primera de cambio y visitas que opinan y agobian a la extenuada mamá.

Cuando te roban tu parto soñado.

No critiques, juzgues, ni pienses mal de una mujer que pasó por un parto que no fué el que esperaba. Porque ella es la principal víctima junto con su bebé de estas experiencias deshumanizadas, encarnizadas, traumáticas y protocolizadas. Les robaron su libertad, su dignidad y su momento único e irrepetible.

Ir arriba